"Si he perdido la vida, el tiempo, todo lo que tiré, como un anillo, al agua, si he perdido la voz en la maleza, me queda la palabra" (blas de otero)

Poetas y poetisas, testigos del misterio inefable de la muerte y resurrección de Cristo.

Poesía para Semana Santa

Comentarios al evangelio, palabra diaria, imágenes, power point, actualidad, biblioteca y artículos. Secciones dedicadas a la Iglesia, María, la familia, vida religiosa, matrimonio y los jóvenes.

Ciudad Redonda

Te proponemos para esuchar algunos textos especialmente significativos de grandes teólogos, pensadores, maestros de espiritualidad y de vida... palabras sabias, palabras profundas, palabras nacidas de una honda experiencia de Dios y de su presencia en la vida.

Leidos para tí

   

Evangelio en audio del Corpus Christi (29 - mayo - 2016)

Lucas 9,11b-17

En aquel tiempo Jesús recibió a la gen­te, les habló del reino de Dios y sanó a los enfermos. Cuando ya comenzaba a hacer­se tarde, se acercaron a Jesús los doce dis­cípulos y le dijeron: "Despide a la gente, pa­ra que vayan a descansar y a buscar comi­da por las aldeas y los campos cercanos, por­que en este lugar no hay nada." Jesús les di­jo: "Dadles vosotros de comer." Contesta­ron: "No tenemos más que cinco panes y dos peces, a menos que vayamos a comprar comida para toda esta gente." Eran unos cinco mil hombres. Pero Jesús dijo a sus dis­cípulos: "Haced que se sienten en grupos, como de cincuenta en cincuenta." Así lo hi­cieron, y se sentaron todos. Luego Jesús to­mó en sus manos los cinco panes y los dos peces, y mirando al cielo dio gracias a Dios, los partió y los dio a sus discípulos para que los repartieran entre la gente. La gente co­mió hasta quedar satisfecha, y todavía lle­naron doce canastas con los trozos que so­braron.


tags