"Si he perdido la vida, el tiempo, todo lo que tiré, como un anillo, al agua, si he perdido la voz en la maleza, me queda la palabra" (blas de otero)

Poetas y poetisas, testigos del misterio inefable de la muerte y resurrección de Cristo.

Poesía para Semana Santa

Comentarios al evangelio, palabra diaria, imágenes, power point, actualidad, biblioteca y artículos. Secciones dedicadas a la Iglesia, María, la familia, vida religiosa, matrimonio y los jóvenes.

Ciudad Redonda

“La Cuaresma, un itinerario de renovación espiritual marcado por el significado simbólico que la Escritura da al número cuarenta, a saber: una paciente perseverancia, una larga prueba, un tiempo suficiente para ver la obra de Dios, un tiempo también para asumir nuestra propia responsabilidad”.

Peregrinos en Cuaresma

   

Santo Evangelio según San Mateo 13,24-30

Mateo 13,24-30

Jesús les contó esta otra parábola: "El reino de los cielos puede com­pararse a un hombre que sembró buena semilla en su campo; pero mien­tras todos estaban durmiendo, llegó un enemigo que sembró mala hier­ba entre el trigo, y se fue. Cuando creció el trigo y se formó la espiga, apareció también la mala hierba. Entonces los labradores fueron a de­cirle al dueño: ’Señor, si la semilla que sembraste en el campo era bue­na, ¿cómo es que ha salido mala hierba?’ El dueño les dijo: ’Un enemi­go ha hecho esto.’ Los labradores le preguntaron: ’¿Quieres que vayamos a arrancar la mala hierba?’ Pero él les dijo: ’No, porque al arrancar la ma­la hierba podéis arrancar también el trigo. Es mejor dejarlos crecer jun­tos, hasta la siega; entonces mandaré a los segadores a recoger primero la mala hierba y atarla en manojos, para quemarla, y que luego guarden el trigo en mi granero."


tags